Calificación del editor

Rock melancólico, atmosférico y progresivo con miembros de Katatonia, In Mourning y October Tide.

8
VALORACIÓN

thenighttimeproject

THENIGHTTIMEPROJECT
“THENIGHTTIMEPROJECT”
Aftermath Music

Los suecos Thenighttimeproyect han creado una gran expectación a su alrededor debido a que la banda integra a ex miembros de Katatonia, In Mourning y October Tide. Recién han presentado su álbum debut bajo el sello Aftermath Music, el pasado 8 de enero, en CD y en plataformas digitales, y en marzo lanzarán una edición limitada en vinilo.

El proyecto ha sido puesto en marcha por Fredrik “North” Norrman, que coincidió en October Tide con Jonas Renske, quien lo ficharía como guitarrista en Katatonia. Con Katatonia comenzó una larga y exitosa etapa que empezó con el aclamado “Brave Murder Day”(1996) junto a un por entonces no tan conocido Mikael Akerfeldt, y que se prolongó hasta la salida en 2009 de ”Night Is The New Day”, lanzamiento tras el que abandona la banda junto con su hermano Mattias.

Norrman se hace cargo de las guitarras, bajo y teclados. La banda se completa con Tobias Netzell, ex miembro de October Tide y de la banda de Death Metal progresivo In Mourning, a las voces, y con Nicklas Hjertten, ex miembro de Mandylon, a la batería.

Inevitable encontrar semejanzas con el sonido nocturno y nostálgico de Katatonia, ya que el estilo no está muy alejado del de aquellos. Canciones muy melódicas y con muchos coros que contribuyen a crear una atmósfera oscura cargada de melancolía.

El álbum es más tranquilo que anteriores trabajos de Norman y eleva el toque melancólico a otro nivel. Música para escuchar y relajarse y para la que hay que encontrarse en el estado de ánimo adecuado si se quiere disfrutar plenamente de ella.

La poderosa “The anual Loss” abre el disco, con una base rítmica perfecta y original y un estribillo que engancha. Le sigue “Oneiros”, tema largo que,  definitivamente, tiene un sonido muy familiar.

Se van sucediendo canciones sutiles, tranquilas y melodiosas. Con tintes de metal progresivo, destacan la voz y las armonías vocales, especialmente en “Empty Signs”, canción desnuda en la que el peso recae en la cálida voz de Netzell, y en “Caustic Reflection”, tema destacado del disco junto a “Dissolve” y “Among Reptiles”, cuya demo pudimos escuchar en adelanto como single. “Amends” es quizás el tema más pesado y, personalmente, uno de mis favoritos. El potente estribillo y solo final de “Desert Prayers” otorgan al disco un buen cierre.

En definitiva, disco de rock melancólico, atmosférico y progresivo muy bien producido, definido por voces lánguidas y largas partes instrumentales.
Han logrado un sonido que combina lo etéreo con lo pesado; canciones nocturnas con voces y sonidos limpios. A pesar de resultar familiar, es un disco fresco y original.

El potencial de la banda es indiscutible y el proyecto, prometedor. Esperemos que tenga continuidad.

Carmen Espejo