Calificación del editor

Es sexy, es barbudo-sexy y pegadizo. Unas coreos preciosas.

7
Coreo
6
Recorte de barba
8
Godzillismo
9.2
Platismo de Ikea

Japón es distinto y siempre lo será, omaigad. La colección interminable de tópicos de referencia la tenemos siempre al alcance de la mano en occidente. Así, Japón es sushi, sashimi, bambú, samuráis, geishas, onigiris, ninjas, Doraemon, Monte Fuji y seppuku. Y colegialas sexys barbudas en moda marinera. O no. El caso es que siempre hay sitio para la sorpresa, no importa cuánto hayamos logrado documentarnos sobre su mundo; ¿Crees que lo conoces todo? Qué va, ni de coña.

El amigo que os presento hoy, que se hace llamar “Ladybeard”, es un australiano grandote y barbudo que desarrolla un espectáculo entre el travestismo, la lucha libre y un toquecito sutil de dulce y gutural Death Metal mezclado con un rollo kawaii (mono como un gatete con lacito de ojos inmensos y brillantes). Sus actuaciones no dejan indiferente, sería imposible. Pero es que ahora, el muchacho ha decidido liarse la manta a la cabeza y se ha juntado con dos chiquillas con voces de esas de rascar el tenedor en un plato cerámico mate de Ikea y han fundado lo que ellos llaman Ladybaby, la banda donde el J-pop y el Metal se fusionan cuando, la verdad, no creo que fuera necesario.

A lo mejor se podrían haber ahorrado este “Nippon Manju”, su primer single que tiene ya hedorcillo a viral. El caso es que ya tengo la cancioncita en la cabeza para toda la noche, aprovechando que el calor me provoca insomnio. Me encanta, maldita sea. Gracias, Ladybaby. Arigato, Ladybeard.